Inicio  ›  Gestión del talento  ›  Todo lo que necesitas saber sobre la reducción de jornada
Gestión del talento

Todo lo que necesitas saber sobre la reducción de jornada

reducción de jornada

La reducción de la jornada es un derecho de los trabajadores, siempre que se reúnan una serie de condiciones

La reducción de jornada laboral es una medida a la que el trabajador puede recurrir cuando se ve obligado a asumir determinadas responsabilidades durante su horario de trabajo habitual.

Se trata de supuestos regulados en el Estatuto de los Trabajadores.

Tipos de reducción de jornada: supuestos

La reducción de la jornada de trabajo es una medida conciliadora entre el empleado y la organización cuyo objetivo es disminuir la carga horaria.

Esta solo puede solicitarse si la persona se encuentra a cargo de hijos o de algún familiar que haya sufrido alguna enfermedad grave.

Entre los supuestos que se reconocen legalmente en el artículo 37 del Estatuto de Los Trabajadores se encuentran aquellos referidos al cuidado de hijos en los siguientes escenarios:

Reducción de jornada por cuidado de hijos

Este se compone de dos casos:

  • Cuando el hijo o hija sea menor de doce años
  • Si el hijo o la hija tiene alguna clase de discapacidad que le impide desempeñarse normalmente.

Otros supuestos

Además de estos aspectos, si el empleado tiene un familiar de edad avanzada u otro que haya sufrido un accidente grave y que requiera cuidado o sufra de alguna enfermedad grave, también puede solicitar la reducción de jornada laboral. para ayudar a la conciliación familiar.

En cada caso es necesario aportar la documentación que acredite tal condición. El punto clave es que la persona no puede valerse por sí misma.

Cómo solicitar la reducción de jornada

Para hacer efectiva la reducción de la jornada es necesario seguir distintos pasos.

Plazos de la reducción de la jornada laboral

El primer paso que tiene que llevar a cabo el trabajador es el previo aviso de cuándo comenzaría la reducción y cuando finalizaría. La solicitud debe realizarse con un mínimo de 15 días de antelación.

El horario de la reducción de jornada

Legalmente, se establece que el empleado:

“tendrá derecho a una reducción de la jornada laboral diaria, con la disminución proporcional del salario entre, al menos, un octavo y un máximo de la mitad de la duración de aquella”

Esto queda establecido en el artículo 37.6 del Estatuto de los Trabajadores y quiere decir que la reducción de la jornada debe aplicarse dentro del horario que realiza el trabajador cada día.

Para evitar que esta variación afecte la dinámica productiva de la organización, es recomendable contar con un software de gestión del tiempo como el que dispone Bizneo HR. Esta herramienta ofrece la posibilidad de tener un control de horas trabajadas diarias, las vacaciones y las bajas de la plantilla. 

El sistema permite abarcar estas tareas de forma sencilla y automatizada, sin requerir hojas de cálculo ni papel, facilitando la gestión documental, sin necesidad de ocupar espacio físico, todo queda en la nube. Se favorece el seguimiento del horario laboral de cada trabajador.

También puede interesarte:  Evaluación por competencias: qué es y cómo aplicarla

Toda esta información queda respaldada a través de informes con validez jurídica en caso de ser necesario, entre otras ventajas.

Título de la imagen

Duración de la reducción de jornada

Si el empleado acredita que necesita la reducción de la jornada laboral para cuidar de un menor de doce años o de un familiar que no pueda valerse por sus propios medios, esta reducción debe ser de entre un octavo de la jornada laboral y tener –como máximo– la mitad de la duración de la jornada.

Si se trata de cuidar a un menor afectado por enfermedad grave, el empleado podrá solicitar que la reducción de la jornada laboral sea de al menos la mitad de la jornada. Es posible que esta reducción llegue a ser completa.

En estos casos es posible que haya convenios que establezcan otro tipo de acuerdos y condiciones que influyan en la decisión en relación con la jornada laboral.

¿Cuánto se cobra durante la reducción de jornada?

No es posible establecer un importe específico en relación con cuánto se cobra durante la reducción de la jornada porque este depende de la cantidad de horas.

El salario se reduce en la misma proporción que la reducción de la jornada, influyendo tanto en el salario base como en los complementos salariales establecidos en la nómina y por los que se cotiza a la Seguridad Social.

Consecuencias de la reducción de jornada laboral para la empresa

La reducción de jornada laboral podría afectar a la productividad en el trabajo. En ese caso, la empresa podría apoyarse en un software de gestión de tiempo como el que ofrece Bizneo HR para establecer una estrategia que permita abordar el caso.

Esto, a su vez, quizá genere inconvenientes organizativos. Estos escenarios también son una oportunidad para fomentar nuevos retos laborales en la organización. 

Para fomentarlos, se recomienda contar con un software de encuestas y otro de formación para conocer las capacidades del empleado y desarrollarlas, pensando tanto en su crecimiento como en incrementar su responsabilidad dentro de la organización. 

Con las dos herramientas se pueden generar resultados satisfactorios tanto para el empleado como la organización, mediante evaluaciones y análisis individuales y grupales. 

Mediante las encuestas es posible conocer cuáles son las opiniones e intereses del empleado en relación con sus tareas. Y las necesidades y dudas que pueda llegar a tener en relación a su puesto. 

Título de la imagen

Estos datos pueden filtrarse hasta descubrir tendencias que puedan ser potencialmente útiles y que puedan fomentarse mediante un plan de carrera como el que se establece con el LMS de Bizneo HR, con una amplia serie de opciones de formación y evaluación pensada para incentivar el crecimiento del trabajador

Título de la imagen

La empresa no puede negar la reducción de jornada

Legalmente, la empresa no puede negarse a la petición de reducción de la jornada. Si lo hace, alegando necesidades productivas y organizativas, o en caso de abuso de derecho o inexistencia de buena fe, la empresa podría verse expuesta a una impugnación en tribunales.

En caso de impugnación, el empleado también podrá alegar daños y perjuicios, que pueden ser evitados por la organización si durante el litigio permite al empleado disponer del horario solicitado. Tanto la organización como el empleado tendrá que justificar, mediante documentos y otros requisitos, sus posturas en relación con el caso.

El trabajador tendrá un lapso de 20 días hábiles, que inician a partir de la negación de la petición, para imponer la demanda. En esta etapa no es necesario plantear conciliación laboral. En caso de que sea planteada, será previa al juicio y el empleado deberá presentar sus respectivas propuestas.

La sentencia será dictada en un plazo de tres días y no puede ser recurrible por ninguna de las partes.

Dejar un comentario.