Inicio  ›  Selección de talento  ›  El fin del currículum vitae o cómo será el currículum moderno
Selección de talento

El fin del currículum vitae o cómo será el currículum moderno

curriculum moderno

Nadie puede poner en duda que el curriculum vitae ha sido una de las herramientas más eficaces de los reclutadores desde hace décadas. Pero ya hay quienes resaltan tus limitaciones y piden su jubilación. ¿Tendrán razón? Veamos.

Si bien el currículo continúa siendo el principal recurso del proceso de reclutamiento y selección para examinar a los candidatos, lo cierto es que este documento ha experimentado cambios notables durante los últimos años. Una transformación necesaria que ha convertido aquel viejo y pesado currículum vitae en un currículum moderno.

Pero, ¿cuáles son sus características?, ¿por qué es necesario modernizarse?, ¿ha llegado el fin del currículum vitae tradicional?, ¿qué distingue a los candidatos para Recursos Humanos?

El fin del viejo currículum: las críticas al cv tradicional

Para entender el punto de partida de este artículo y, sobre todo, para saber a qué nos referimos cuando hablamos de currículo tradicional y de currículum moderno cabe contextualizar varias cuestiones.

A qué nos referimos con currículum tradicional y currículum moderno

Con currículum tradicional nos referimos a un currículum básico, que se centra en exponer de manera concisa las habilidades y experiencia del candidato en distintas empresas, y los resultados obtenidos.

En el currículum moderno o por competencias figuran no solo estas habilidades y trabajos remunerados, sino también otros datos como las competencias profesionales, los trabajos de voluntariado, las aspiraciones del candidato, etcétera. Todo con una cuidada presentación y el uso de diferentes formatos adaptados a la oferta de trabajo en sí misma.

Este tipo de currículum, además, suele presentarse de manera electrónica, permite la inclusión de recomendaciones en redes sociales de antiguos empleadores, links a casos de éxito y logros profesionales, enlaces a la web personal del candidato, etcétera. También se considera como currículum moderno otra alternativa al modelo tradicional: el currículum ciego.

Dicho lo cual, vayamos con las críticas al currículum tradicional que ya hemos dejado entrever:

El cv tradicional puede incluir sesgos

Probablemente la primera crítica al currículum tradicional nació a raíz de las investigaciones sobre discriminación que demostraron que el nombre en el curriculum vitae influía en el éxito del postulante. Fue entonces cuando se descubrió que la discriminación y los sesgos comenzaban con la primera visualización del currículum.

Ante ello empresas como Deloitte, HSBC y BBC desde el Reino Unido comenzaron a popularizar el uso de currículums ciegos. Se trata de un sistema que aboga por la imparcialidad y en el que no se incluye ningún dato personal ni fotografía de los aspirantes. Sin embargo, cuenta también con detractores, pues continúa sin eliminar los sesgos que se producen durante la propia entrevista. En cualquier caso, los reduce.

Permite un conocimiento superficial del candidato

Otra de sus críticas se refiere a su poca capacidad a la hora de construir una relación entre la empresa y el candidato. Cuando recibes un currículum, es probable que el candidato ya haya investigado a tu empresa, aunque sea visitando la página web.

Te conoce, tú sólo tienes una referencia que no toma en cuenta lo humano. Y de ahí que se diga que permite un conocimiento superficial del candidato. Esto significa que existe un desfase entre la experiencia del aspirante con nuestra empresa y la de la empresa con el candidato.

Para evitar esta diferencia, es recomendable que un currículum moderno incluya enlaces a las redes sociales del candidato. Se trata de un aspecto muy valorado por las empresas.

Ya no solo para investigar y comprobar que la persona que se va a entrevistar no tiene un perfil conflictivo en redes, sino porque un empleado con determinadas características puede convertirse en un futuro embajador de nuestra marca en estas comunidades.

Otro apoyo que permite ampliar dicha información es la página web, una manera de apostar por el personal branding.

También puede interesarte:  Contrato a tiempo parcial: todo lo que debes saber

Ankit Somani, co-founder de AllyO va más allá y apunta a otro problema de esa escasez de datos: la dificultad a la hora de tomar decisiones sobre los candidatos.

«En muchas de las compañías en las que trabajé encontramos que el currículum se ha convertido en una herramienta de recolección de datos y no tanto en una que permita tomar decisiones. Si estoy buscando a alguien en un puesto preparo 10 preguntas en mi mente. Las respuestas a esas preguntas me dirán mucho más.»
Ankit Somani, co-founder of AllyO
Twitear esta cita

No refleja las aspiraciones del candidato

La siguiente crítica –que no refleja las aspiraciones del candidato– la resume excelentemente Penny Queller, vicepresidente de Monster:

Los currículums son un punto concreto en el tiempo y no reflejan lo humano. No hay nada en un currículum que demuestre las autenticas aspiraciones de un individuo. En algunos aspectos se trata de un artefacto primitivo.


Exceso de trabajo en el cribado

Otro de los inconvenientes del currículum tradicional es que genera un exceso de trabajo en el cribado. La idea es contar con un formato electrónico que incluya categorías o similares.

Por fortuna, existen sistemas como el ATS de Bizneo HR que permite unificar los currículums recibidos en hasta 80 fuentes de reclutamiento distintas, incluir etiquetas, categorías, killer questions y otras herramientas clave para ahorrar costes operativos en reclutamiento.

El currículum moderno: ejemplos prácticos y recomendaciones

Existen unas características clave que distinguen el currículum moderno:

Va más allá de la experiencia y competencias

El currículum vitae moderno incluye no solo la experiencia y competencias del candidato, sino recomendaciones en redes sociales profesionales como LinkedIn, los valores y aspiraciones del candidato, su página web, inquietudes, sus aspiraciones profesionales y de crecimiento, sus intereses, etcétera.

Se trata de una información clave no solo para conocer sus habilidades sino para saber si se adaptará a la cultura organizacional.

El currículum moderno cuida el diseño

Un currículum moderno cuida también el diseño, la presentación del contenido y la estructura visual. Esto es especialmente importante en puestos de marketing, diseño, comunicación y similares. La clave: que permita hacerse una imagen preliminar del candidato de un solo vistazo. Con el consiguiente ahorro de tiempo que eso implica.

La idea es contar con un diseño propio, en lugar de descargarse una plantilla fácilmente identificable. La elección de este diseño puede dar los siguientes datos al reclutador: habilidades de diseño, capacidad de estructurar la información del candidato, motivación para encontrar trabajo, etcétera.

Hasta la letra escogida puede revelar determinados datos: los candidatos más tradicionales suelen escoger las tipografías con remate. Mientras que aquellos candidatos más visuales emplearán tipografías de palo seco, combinarán los encabezados, negritas, regular y semibold, etcétera. No obstante esto no es un rasgo de terminante.

Los colores también son importantes: los contrastes, los tonos elegidos y su combinación, si existe una paleta de colores, etcétera. Algo que resulta muy llamativo para las empresas es contar con un cv adaptado a los colores corporativos.

El cv moderno incluye varios formatos

Cuando hablamos de los formatos del currículum moderno nos referimos a que un cv debería presentarse no solo por escrito, sino, por ejemplo, en forma de vídeo, en forma de presentación interactiva, etcétera. Constituye una manera mucho más eficaz de hacerse una idea del candidato, por no hablar de que este aspirante ya se está diferenciando al emplear métodos "menos tradicionales".

Incluso en el uso de estos formatos puede verse lo elaborado que está el currículum. Por ejemplo, no será lo mismo un vídeo en 360 grados y editado, que otro con una cámara estática y un trípode.

Un currículum moderno y preparado para un ATS

En la actualidad son cada vez más las empresas que han decidido apostar por la digitalización de la gestión de Recursos Humanos. Y esto pasa por implementar diferentes herramientas. Una de las más comunes son los Assistant Tracking Systems. Se trata de herramientas que permiten reclutar y hacer una criba curricular más eficiente.

Es por eso que resulta fundamental que los candidatos cuenten con currículums modernos optimizados para estos ATS. O sea, que tengan un cv que pueda leer una máquina. Entre otros, debería:

  • Incluir palabras clave: habitualmente figuran en la descripción del puesto de trabajo.
  • Usar texto plano y preferentemente en doc.
  • Simplificar.
  • Usar tipografías de uso extendido.
  • Evitar las columnas, gráficos y tablas.
  • Evitar los caracteres especiales.
  • Evitar bordes, líneas, símbolos y otros.
  • La denominación de la formación también debe ser correcta.
Alt de la imagen

Dejar un comentario.