Inicio  ›  Gestión del talento  ›  7 indicadores del clima laboral
Gestión del talento

7 indicadores del clima laboral

indicadores del clima laboral

Los indicadores del clima laboral nos permiten conocer el estado de salud de nuestra empresa e implementar las medidas más adecuadas para mejorarlo.

El clima laboral de una empresa es el conjunto de condiciones ambientales, sociales y psicológicas en que se desarrolla el trabajo. Se trata de un factor que incide directamente sobre el nivel de satisfacción y productividad de nuestras plantillas, una de las razones por las que fomentar la calidad de este clima debería ser prioritario en la gestión de recursos humanos de cualquier empresa.

Un buen manejo de los principales indicadores del clima laboral nos permitirá averiguar si nuestros empleados están satisfechos con su salario, cómo son las relaciones entre colegas, si se están cometiendo abusos laborales y, en su caso, implementar las medidas de corrección y mejora más adecuadas para nuestras necesidades.

La importancia de medir el clima laboral

Según datos del último informe de Employer Branding de Randstad 2019, un 47% de los candidatos españoles prefieren buscar trabajo en empresas que destaquen por ofrecer un ambiente de trabajo agradable

De hecho, el clima organizacional se considera hoy un factor más importante incluso que la flexibilidad horaria (fundamental para un 43% de candidatos), las oportunidades de desarrollo (clave para el 38%), la ubicación (básica para el 28%) y la buena salud financiera de la empresa (elemental para el 24%). 

Asimismo, casi la mitad de los trabajadores españoles (41%) considera la posibilidad de disfrutar de un buen clima laboral como razón suficiente para permanecer en una empresa.

Ante semejantes datos, queda más patente la importancia que tiene medir y mejorar el clima laboral en nuestras organizaciones

7 indicadores para medir el clima laboral

Sentido de pertenencia  

El sentido de pertenencia vincula a los trabajadores de una empresa y genera un fuerte compromiso (o engagement) con sus valores y su marca. Si un trabajador está convencido de que su compañía es buena la cuidará frente a la competencia y se sentirá más motivado y dispuesto a trabajar.

Desafortunadamente, según el estudio Engagement and the Global Workplace tan solo el 23% de los trabajadores españoles han logrado un sentido de pertenencia y compromiso organizacional. Por el contrario, el 47% de ellos se sentirían insatisfechos en el trabajo al no identificarse ni con lo que hacen, ni con la marca para la que trabajan.

Título de la imagen

Indicadores del clima laboral: liderazgo

Un buen liderazgo provoca motivación, mejora el clima organizacional, reduce las ausencias y el malestar, mejora la competitividad de la empresa y su imagen tanto interior como exterior.

El liderazgo está a su vez compuesto por cuatro grandes indicadores del clima laboral:

  • La capacidad de gestión de personas.
  • El empowerment, o sea, la capacidad para delegar responsabilidades.
  • El reconocimiento, o sea, la capacidad para reconocer los logros del equipo.
  • El feedback, o sea, la capacidad para evaluar el desempeño de los trabajadores.
Título de la imagen

Relaciones entre compañeros

No solo habemos de tener en cuenta la capacidad de liderazgo y las relaciones entre jefes y empleados. Los indicadores del clima laboral entre las personas, es decir, las relaciones interpersonales entre compañeros de trabajo también influyen en el clima organizacional de una empresa y, en consecuencia, en su desempeño laboral.

Estas relaciones deberán ser basadas en la aceptación, respeto, comprensión y confianza mutuos. En definitiva, unas relaciones sanas y positivas.

Condiciones físicas del trabajo

Otro de los indicadores del clima laboral más importantes son las condiciones físicas del trabajo. Los factores ambientales influyen en nuestro desempeño laboral. Un lugar de trabajo acogedor y bien organizado nos ayudará a crear un equipo feliz, creativo y dedicado.

Para medir las condiciones físicas de nuestro espacio de trabajo tendremos que analizar los siguientes indicadores del clima laboral:

  • Organización del espacio
  • Dimensiones
  • Equilibrio entre colaboración y privacidad
  • Iluminación
  • Temperatura
  • Ventilación
  • Volumen de ruidos
  • Seguridad de las instalaciones
  • Ergonomía del mobiliario
  • Higiene

Compensación y reconocimiento 

Estos dos indicadores del clima laboral nos sirven para responder a la pregunta: ¿cómo de contentos están nuestros empleados con nuestra forma de compensar y reconocer su trabajo?

También puede interesarte:  Plantilla de organigrama en Power Point, ¡cuidado, es mala idea!

En general, existen dos tipos de recompensas que nuestra organización puede utilizar para motivar a las personas y generar un buen desempeño:

  • Recompensas en dinero, normalmente en forma de incentivos o comisiones.
  • Recompensas en especie, normalmente en forma de productos, descuentos o regalos corporativos.

Sea cual sea nuestra forma de reconocimiento favorita, es importante que esta sea directamente proporcional al trabajo realizado por el empleado.

Oportunidades de desarrollo profesional 

Cuando un profesional ve que dentro de su empresa no va a escalar más, lo normal es que se plantee abandonar su puesto para poder progresar en su desarrollo profesional.

Si queremos mejorar nuestros indicadores del clima laboral y retener más talento, es fundamental que rompamos la brecha que existe entre las expectativas que los trabajadores tienen antes de comenzar un nuevo empleo y su experiencia real en el nuevo puesto de trabajo.

Igualdad de oportunidades

Para fomentar un ambiente laboral positivo, deberemos tratar equitativamente a todos nuestros empleados (independientemente de su género, raza o religión). Este es uno de los indicadores de clima laboral más inadvertido.

Para conseguirlo tendremos que revisar no solamente sus salarios, sino también aspectos relacionados con el desarrollo profesional del trabajador como nuestros planes de carrera, formación y promoción interna.

Indicadores de Litwing y Stringer para un clima positivo

La teoría del clima organizacional elaborada en 1968 por los estadounidenses Litwin y Stringer –investigadores pioneros en el ámbito de los Recursos Humanos– reorganiza los tradicionales indicadores del clima laboral en 9 categorías:

  • Estructura: dimensión que engloba todo lo referente a las reglas, procedimientos y  niveles jerárquicos de una empresa.
  • Responsabilidad: dimensión que representa el nivel de autonomía que tienen los trabajadores de una empresa.
  • Recompensa: percepción que tienen los colaboradores sobre la recompensa que reciben en base al trabajo realizado.
  • Desafíos: retos y riesgos asumidos por parte de los trabajadores para la consecución de los objetivos de empresa.
  • Relaciones: percepción que tienen los trabajadores en cuanto a la existencia y necesidad de un clima laboral agradable.
  • Cooperación: dimensión que representa la colaboración entre compañeros de trabajo para el logro de objetivos colectivos.
  • Estándares: percepción de los trabajadores sobre los estándares establecidos por la empresa en torno a los niveles de rendimiento.
  • Conflictos: dimensión que engloba todo lo referente al manejo de conflictos dentro de la empresa.
  • Identidad: dimensión que evoca el sentimiento de pertenencia hacia la organización.

Según sus autores, estos nueve indicadores inciden de manera directa en la moral laboral del individuo, cuya suma a nivel grupal terminaría conformando el clima organizacional de una empresa.

Cómo medir el clima laboral

Medición manual de los indicadores del clima laboral

La encuesta del clima laboral es probablemente la técnica más conocida para analizar el clima laboral de una compañía. Sin embargo, diseñar y llevar a cabo las encuestas a empleados de forma manual puede llegar a ser un tema complejo, sobre todo si trabajamos para una empresa de medianas o grandes dimensiones:

  • Lentitud en la elaboración de las encuestas: elaborar, imprimir y distribuir los formularios entre nuestros empleados requiere mucho tiempo y esfuerzo.
  • Dificultades para analizar los indicadores del clima laboral: alguien tiene que dedicarse a recoger, leer, copiar, catalogar y evaluar los resultados.
  • Poca flexibilidad: cuando elaboramos nuestras encuestas de forma manual no podemos cambiar preguntas ni hacer ajustes en tiempo real.
  • Muchos errores: cuando tabulamos los datos de forma manual cometemos más errores.
  • Más contaminación: las encuestas en papel contaminan más y empeoran tu imagen de marca.

Software del clima laboral

Para evitar inconvenientes te recomendamos dejar atrás las encuestas del clima laboral en papel y apostar por un software de encuestas a empleados de última generación.

Título de la imagen

Con Bizneo HR, tendrás a tu disposición las mejores herramientas tecnológicas para medir y mejorar los indicadores del clima laboral en tu empresa:

  • Solución digital, 100% cloud, con un sistema centralizado, para tomar decisiones estratégicas más informadas y eficaces.
  • Encuestas para todos los gustos y necesidades: medición de indicadores del clima laboral, satisfacción laboral, necesidades de formación, cultura corporativa, encuestas de salida, valoración de iniciativas/beneficios o refuerzo de procesos de gestión del cambio.
  • Encuestas anónimas o visibles, para no dejar a ninguno de tus colaboradores sin la posibilidad de expresar su opinión.
  • Panel y programador de encuestas, para mantener bajo control todas las encuestas adjudicadas, completadas o pendientes por responder.
  • Builder dinámico, para diseñar encuestas con diferentes tipos y formatos de preguntas/respuestas.
  • Notificaciones y recordatorios, para aumentar la tasa de respuesta de tu encuesta.
  • Mapas de calor e informes gráficos, para visualizar desviaciones de ciertas áreas o sedes de tu empresa con respecto a la media general.
  • Emojis integrados, para que tus preguntas resulten más atractivas y fáciles de entender.

Dejar un comentario.